Cadete





Hormiguita Ocaña, primera candidata a diputada nacional de Cambiemos por la provincia de Buenos Aires,
desconoce el caso Maldonado: "Ni el gobierno va a durar...".

lunes, 19 de diciembre de 2011

Moyano y los soldados de Perón


por Oscar Cuervo

El jueves en Huracán Moyano renunció a la conducción del PJ bonaerense: "El partido es una cáscara vacía sin contenido ni decisiones políticas, está vaciado del peronismo que nos da la razón de ser a los trabajadores por esa razón". Es curioso que Moyano se queje porque el Partido Justicialista Bonaerense se haya convertido en cáscara vacía precisamente bajo su conducción: ¿qué habrá hecho para evitar el vaciamiento en estos años en los que lo presidió? Moyano también lanzó una convocatoria: "Hago un llamado a todos aquellos peronistas de Perón y Eva Perón, a todos los que sienten el peronismo".

La convocatoria de Moyano a los que sienten el peronismo tuvo respuesta inmediata:


Dijo Luis Barrionuevo:

"Después de escucharlo a Moyano, yo ya tengo secretario general. Mi secretario general en la CGT es Hugo Moyano".


Pablo Micheli, de la CTA binnerista (antes solanista), apoya al sindicalista que durante años presionó al gobierno para impedir que se reconozca oficialmente a la CTA (Hugo Moyano envió a un emisario a proponerle a Micheli "unidad de acción" contra el gobierno de Cristina; el emisario fue Ricardo Cirielli):

Por su parte, Hugo Moyano suma adherentes de otros sectores sindicales fortaleciendo su marco de alianza. En las últimas horas reactivó sus contactos con sectores disidentes del sindicalismo destinados a acordar criterios y sumar apoyos ante la profundización de la confrontación. La movida en rigor tiene dos aristas: la primera con el barrionuevismo, con el que se viene “trabajando” en un nuevo intento por lograr la unidad del movimiento obrero; mientras que con la CTA -opositora de Pablo Micheli- se busca concretar la “unidad en la acción”.

Ayer por la mañana, Gerónimo Venegas (Uatre) se reunió con Moyano en la sede la CGT, durante media hora, en la que habrían dialogado acerca de la posibilidad de unificar el sector de Barrionuevo con la CGT que conduce el camionero y sobre la postura que tendrán ante el estatuto del peón rural.
También Pablo Micheli, de la CTA, reconoció que hubo “contacto” con el moyanismo. Habrían acordado conformar un equipo de tres representantes por cada sector, para preparar una posible movilización.


Joaquín Morales Solá:

...el peronismo tradicional, joven o viejo, se quedará con Moyano si le dan a elegir entre el jefe de los camioneros o La Cámpora. La corriente camporista está asumiendo formas violentas (incluso contra el inexplicable Daniel Scioli) que sólo son posibles bajo la protección del poder.

La decisión de Moyano de desafiar al cristinismo, de enfrentar a La Cámpora y de renunciar al Partido Justicialista por considerarlo una estructura vacía, ha conmocionado al peronismo. El peronismo siente que desde la CGT están tocando su melodía. Es el mismo combate ideológico de siempre entre la ortodoxia y la izquierda, que el peronismo no superó nunca, aunque esta vez sea sólo una caricatura.

Es probable que el Gobierno esté muy preocupado por el nivel de los aumentos salariales del próximo año, después del tarifazo, de los impuestazos de Scioli y de Macri y del consecuente reacomodamiento de los precios. La solución, en tal caso, consistía en dialogar con Moyano, que comprendió esos problemas muchas veces en los últimos años. (Moyano ha pasado a ser un dirigente razonable con el que se puede consensuar). 


Momo Venegas:

[Venegas] advirtió que si el Gobierno interviene las obras sociales sindicales 'se incendia el país'. Consultado por LA NACION sobre esta hipótesis que se maneja en algunos sectores de la Casa Rosada vinculados al ala juvenil kirchnerista, La Cámpora, Venegas aseguró que "no lo va a poder hacer porque se incendia el país".

En tanto, en declaraciones a Radio 10 y a El Mundo, Venegas atacó directamente a la Presidenta cuando señaló que 'toman estado público hechos de corrupción y no se hace nada: las Madres de Plaza de Mayo manejaron fondos públicos y no escuché a la Presidenta decir que se investigue donde están los millones de faltantes.. Y remató diciendo que 'todo hace pensar que la Presidenta tiene mucho que ver en esto'.


Francisco de Narváez, por su parte, viene a abonar a la tesis "Néstor era un político razonable, en cambio la Presidenta está respondiendo a la influencia de los fanáticos de la Cámpora", que viene a remplazar a la ya célebre y caduca "Cristina es una pobre mujer dominada por el psicópata de su marido, quien no le permite gobernar":

El diputado Francisco de Narváez (PJ disidente) advirtió ayer que la presidenta Cristina Kirchner 'se está encapsulando' en la influencia de la agrupación juvenil La Cámpora, y afirmó que 'pilares del oficialismo' como el gobernador Daniel Scioli y el jefe de la CGT, Hugo Moyano, son 'expulsados de la peor manera' del oficialismo.

'Si Néstor Kirchner estuviera vivo, nada de esto hubiera sucedido. El entendía, en cierta forma, cómo se manejaban los resortes del poder", alertó el legislador, y pidió terminar con las 'peleas internas del kirchnerismo, que mucho daño le están haciendo a la Argentina'. (Con Néstor estábamos mejor, él era un político que buscaba consensos; la psicópata resultó ser ella).


Susana Viau, en el campeonato de pureza peronista, alza la mano victoriosa de Hugo:

[Moyano] corre con ventajas. Sus modos, su estilo y sus conductas son de pura estirpe peronista y la legitimidad de los temas que el jueves colocó en agenda es casi inobjetable: nadie puede exigirle a la conducción gremial que se inmole sentándose a discutir paritarias con un techo del 18 por ciento presionando sobre su cabeza; nadie puede pretender que renuncie a reclamar los miles de millones de pesos que el Estado adeuda a obras sociales fundidas.

En los días previos, Julio De Vido había fracasado en el intento de convencer al dirigente de la conveniencia de no echarle más leña al fuego. “Yo a vos te creo –le habría contestado el marplatense–, pero ella es una mentirosa".


Para Pepe Eliaschev, Moyano es el emergente que se alza ante el contraataque de los infiltrados de la "Tendencia Revolucionaria":

Lo único que Moyano quiso decir, y dijo, el jueves en Huracán, es que ya estaba bien de abuso de poder. Resuelta a arrastrar a sus partidarios a una puja final contra quienes a ella le producen rechazo (estético e ideológico), Cristina Fernández había reiterado, al reasumir el 10 de diciembre, exactamente el mismo ambicioso y pesado desafío del sector del que formaba parte a mediados de 1973. El kirchnerismo ha procedido con una lógica de colonización política territorial que parece calcada de lo que pretendió consumar la llamada “tendencia revolucionaria” entre 1973 y 1974, en vida de Perón. El reclamo de Moyano, al que no conviene tomar demasiado literalmente porque tampoco es irreversible, tiene –sin embargo– un rasgo de poderosa razonabilidad. La noción del vaciamiento del peronismo y su desplazamiento por ideas y –sobre todo– funcionarios que provienen de otras lógicas y aspiran a metas diversas, expresa una realidad que los justicialistas viven como evidente en la realidad actual del país. Tal vez no sucedía de esa manera con Néstor Kirchner, pero hoy es más notorio que nunca que la presidenta Fernández no procura ocultar ideas y planes de impronta muy diferenciada del peronismo. 


Julio Bárbaro:

Los peronistas acompañamos los últimos gobiernos, pero nunca se nos ocurrió pensar que superaban a los de nuestro fundador ni que ese tema estaba en discusión. La debilidad y dispersión de la oposición invitaban a un gobierno de unidad nacional y diálogo con los opositores o a continuar con el intento de imponer un pensamiento único. La Presidenta eligió esta última opción y el peronismo, que hoy no tiene lugar en su propio partido, le salió a responder desde la estructura sindical. No fuimos ortodoxos ni obedientes en silencio con el General, ni se nos ocurre serlo con el actual gobierno. Moyano y la CGT ocupan el lugar casi vacío de una oposición coherente y digna, hoy la democracia nacional da un paso en el camino de respetar la opinión ajena mientras somos capaces de defender la propia. Un simple paso para fortalecer la democracia. Nos favorece a todos, en especial al gobierno nacional.


Finalmente, Facundo Moyano, el hijo inteligente, reivindica el acercamiento de papá con el Momo Venegas y Ricardo Cirielli:

–¿Hay un acercamiento con el sector del Momo Venegas, con Zanola?

–La CGT tiene la obligación de velar por los intereses de todos. Eso no es ser corporativo: la CGT se proclamó tanto cuando detuvieron en forma injusta y excesiva al Momo Venegas como al Pollo Sobrero. Las garantías deben ser las mismas para todos, para los que nos gustan y para los que no nos gustan. No puede ser que veamos con admiración la objetividad con que el Gobierno consagró a la actual Corte Suprema de Justicia y no podamos entender este tipo de cosas.

–En el acto en Huracán, se vio a figuras como Ricardo Cirielli...

–Cirielli cuando era oficialista era un héroe, ahora porque va a un acto de Moyano pasa a ser el enemigo público número uno. Lo mismo intentan hacer con el Momo Venegas, pero es una chicana que sólo puede ser considerada desde el odio que genera Hugo por lo que representa.

Es esperable que en las próximas horas se sumen otros notorios dirigentes a la cruzada por la salvación del peronismo lanzada por Moyano: Eduardo Duhalde, quien en la última campaña electoral hizo eje sobre la necesidad de recuperar la doctrina peronista ante la traición del kirchnerismo; y Juan José Zanola (de quien Moyano en Huracán dijo "me he enterado que, con toda justicia porque no hay nada que pruebe lo contrario, ha quedado en libertad el compañero Zanola".

Preguntado sobre si existía un acercamiento a Zanola, Facundo Moyano declaró:

La CGT tiene la obligación de velar por los intereses de todos. Eso no es ser corporativo: la CGT se proclamó tanto cuando detuvieron en forma injusta y excesiva al Momo Venegas como al Pollo Sobrero. Las garantías deben ser las mismas para todos, para los que nos gustan y para los que no nos gustan. No puede ser que veamos con admiración la objetividad con que el Gobierno consagró a la actual Corte Suprema de Justicia y no podamos entender este tipo de cosas.

5 comentarios:

César dijo...

A esta altura, cabe preguntar ¿a que juega Moyano? Porque la zaraza de ganancias, el derecho a huelga y todo eso es la excusa pronunciable ante su público, ¿pero cual es la estrategia politica de Moyano? ¿Ganar la interna desde el desgaste? ¿Sacar a la calle la ambulancia? ¿Cuantos heridos puede juntar? Si Moyano tiene mala imagen, ¿va a mejorarla alineado al Momo y Barrionuevo? ¿Buena onda con Miceli que solo te junta estatales? ¿Ganar popularidad cruzando los camiones en Gral Paz? Ni en Pedo. No se a que va Moyano.
Lo interesante de todas las editoriales domingueras es que para los diarios opositores, a falta de oposicion, no hay nada mejor que un ex oficialista: Alberto Fernandez, Shocklender, Cirielli. Si la ruptura de Hugo es posta, Magnetto le pone un programa a la CGT en TN y La Nacion saca el suplemento Camioneros gratis los domingos.

Oscar Cuervo dijo...

Supongamos la hipótesis extrema y poco probable de que Moyano le infrinja al gobierno un daño irreversible. ¿Acaso piensa que va a capitalizar políticamente ese "triunfo"? Tampoco lo van a capitalizar los sectores de la CTA a los que Moyano vetó durante tantos años. Quizá Moyano tenga una percepción desmesurada de su capacidad política, quizá solo lo mueve una venganza personal, pero sus representados van a terminar perdiendo.

César dijo...

por eso. es inviable la movida. a menos que se imagine como la pata sindical de una reconfiguracion peronista no kirchnerista, pero hoy, pensar eso es un delirio. La apuesta de Clarin: que se pudra lo social, que se incremente la protesta, que scioli pegue el salto, que moyano cruce los camiones, peeeeeero....

Oscar Cuervo dijo...

La esperanza de Clarín es que todo empeore decididamente. Lo que no entiendo es cuál sería la ganancia de Moyano. A la larga él pierde.

Carlos G. dijo...

Asociaciones libres:
¿Qué ganaron los sindicalistas que pactaron con los militares el derrocamiento de Illia?
¿Qué ganaron los camioneros que le pararon el país a Salvador Allende?