miércoles, 19 de junio de 2019

¿Sabés lo que significa extrañar un lugar cuando ahí dejaste tu corazón?


¿Sabés lo que significa extrañar New Orleans?
La extraño cada noche y día
cuanto más tiempo me alejo
sé que no me equivoco
el sentimiento crece cuanto más lejos estoy.


Extraño las viñas cubiertas de musgo
los pinos altos de azúcar
en los que los ruiseñores solían cantar
me encantaría volver a ver ese Mississippi cansino
recibiendo a la primavera
la luz de la luna en el pantano
una vieja canción que flota por el aire
sueño con magnolias en flor
y quisiera estar ahí.


¿Sabés lo que significa extrañar New Orleans
cuando ahí dejaste tu corazón?
Y una cosa más: extraño al único que me importa
incluso más que lo que extraño a New Orleans.

martes, 18 de junio de 2019

Viaje a la ciudad de la música

New Orleans, La otra.-radio del domingo 16/6, para escuchar clickeando acá

Professor Longhair

New Orleans es una ciudad llena de música, a la mañana estás tomando el desayuno y escuchás una guitarra melancólica que vuela por el aire, salís a la calle, caminás unos metros y te encontrás con  Stoker Homeboy apoyado sobre su moto, tocando y cantando sus blues. Y así continuamente. 



Nos lo contó el domingo pasado en la radio Perla Neiman, quien desde 2015 ya fue tres veces al Festival de Jazz que se hace todos los años entre fines de abril y comienzos de mayo, en un clima de primavera calurosa y húmeda. Perla quedó enamorada de esa ciudad desde la primera vez, de la música que brota de cada esquina, interpretada por artistas callejeros alejados del concepto de show business que hoy impera en el mundo. Ellos prefieren seguir tocando la música que aman en una vereda, pasando la gorra o vendiendo en mano sus cds a los que se paran a escucharlos.


Por los relatos de Perla pudimos llegar a oler el aroma de esas calles y por la música que  nos trajo reconocimos esa percepción que vincula la música popular con un territorio y un tiempo, como suele decir Liliana Herrero.

New Orleans fue arrasada en el 2005 por el huracán Katrina y existe una serie llamada Treme, que lleva el nombre de un barrio bohemio poblado de músicos que sufrieron las consecuencias del huracán que Perla recomienda; también nos trajo varios de los temas del soundtrack.



Y para cada tema que trajo, nos contó una historia que la vinculaba a ella en persona. El programa se volvió un viaje y la música fue la vehículo. Lo pueden recrear descargando el audio, clickeando acá.

lunes, 17 de junio de 2019

Peceto tiene la llave pero le falta la puerta


El gato estaba exangüe hace unos días, rechazado para acompañarlo en la fórmula por varios de esos políticos inclinados a la negociación infinita. Nadie quería salir en la foto con él excepto mariu, la cautiva. Nadie más. Miento, peceto sí; peceto pasado, con un segmento de futuro cada vez más cortito, el mandato que se le vence en diciembre y una intención de voto nula en todo el país, menos que menos en su provincia donde nadie lo puede ver. Venía de fracasar peceto en el armado de Alternativa Federal, en uno de los papelones más apurados y perfectos de una escena en la que no escasean papelones. Entonces macri, con desesperación para desactivar de una vez las presiones del establishment para se bajara y le cediera su candidatura a la vidal, quien de quedarse en provincia tiene altas chances de perder contra Axel, macri, desesperado por no poder dar una sola buena noticia a los argentinos que lo padecen, paralizado durante varias semanas por la iniciativa de Cristina de alterar el tablero político y postularse como candidata a vice de Alberto, macri, desesperado por detener su caída con una febril ingeniería publicitaria, le ofrece la candidatura de vice a peceto, por default.

La maquinaria de propaganda oficial necesitaba generar un súbito cambio de clima, en un país que se debate entre la ira y el agobio, que un domingo del padre a la mañana se queda oscuro de punta a punta, sin que nadie salga a dar la cara durante horas. El día del padre más oscuro y destemplado de la historia argentina será macrista.

peceto, postulado a presidente sin que las encuestas se enteraran, después postulado vice de Lavagna, después desahuciado vice de Urtubey, un fracaso como presunto articulador de una oposición responsable, la que le votó todas las leyes al ejecutivo, finalmente acepta la oferta de acompañar al candidato del que todos los otros políticos del país se quieren despegar: macri peceto es la fórmula de los tenazmente rechazados. 

Pero la propaganda oficial tiene que inducir estados maníacos con niebla y nada y así es como la unión de los rechazados se presenta como una movida magistral. La prensa oficial la relata así: "el peronismo ingresa a la alianza gobernante y garantiza gobernabilidad del ajuste drástico que ese país tiene que hacer de una vez". Genial. Jugada asombrosa que produce euforia en wall street. Paradoja: peceto se pasa al lugar donde ya estaba, ecce homo, deviene el que ya era y macri consigue que alguien acceda a acompañarlo: euforia en el círculo rojo, el peronismo al fin se divide en dos: peceto y todos los demás.


Al otro día los peronistas de peceto (frigerio, monzó, ritondo) se juntan, hacen un asado y cantan la marcha. Genial, macri logró dividir al peronismo, y su núcleo duro, que había tenido que aprender que la calamidad en que se ha convertido el país es fruto de 70 años de peronia, ahora tiene que celebrar con alborozo que macri vaya acompañado por un peronista de 70 años. Genial. Una movida producida como resultado del fracaso de todos los otros planes, pero genial lo mismo. El macrismo recobra su talante entusiasta, su temple jocundo y fantino se pone contento.


El dolar baja, el merval sube y macri ya es como que ganó. El aparato empieza a propagar que macri recupera imagen positiva e intención de voto, mientras en la calle cunden la miseria y el agobio y las derrotas se apilan en las provincias. La prensa dependiente de la pauta empieza a difundir fotos de peceto besándose en la boca con marquitos, conversando distendidos con durán barba. El gobierno ha vuelto a ocupar centralidad, a manejar la conversación. peceto es el complemento de la derecha moderna y democrática que demoniza a los cartoneros y a los inmigrantes paraguayos y bolivianos, la derecha moderna y democrática, natanson, que alerta sobre la presencia de comunistas en las listas rivales, la moderna y democrática derecha que distingue entre argentinos judíos y argentinos argentinos. Señores: peceto.

Los que son sensibles a estas operaciones de acción piscológica (acción meada) temen, porque peceto, dicen, tiene la llave del desafuero de Cristina, porque peceto maneja  la bancada peronista del senado y articula a los gobernadores, dicen, tiene aceitados vínculos con comodoro pis y va a sacarle la causa Dalessio a Ramos Padilla, o quizás directamente va a destituir al juez de Dolores, porque peceto tiene la llave. El establishment recobra la confianza y piensa ahora sí, ya el peronismo se hizo nuestro, se acabó la larga decadencia de 70 años de peronismo ahora que el peronismo se pasó de nuestro lado. Capaz macri peceto ganan y el quilombo que se arme fuerza la renuncia del gato y el estadista le sucede, hombre providencial.

Aunque peceto tiene la llave pero le falta la puerta. En su ocaso político ha recuperado su capacidad crítica y se siente honrado de que el peor presidente de la historia le ofrezca acompañarlo en la fórmula para su segundo mandato donde todo se hará igual de mal pero más rápido. 

En un domingo electoral sin luz, el corte más grande de la historia, el macrismo pierde estruendosamente en cuatro provincias, aún en aquellas donde el peronismo hace años no hacía pie, como Santa Fe, aún en las que el kirchnerismo competía con listas enfrentadas, como Tierra del Fuego. Pierde en las provincias donde el peronismo era oficialismo provincial, como Formosa, pero también en las que el peronismo no ganaba desde hace 12 años, lo que desbarata el consuelo macrista de que en las provincias ganan los oficialismos. Bueno, no, en las provincias gana el peronismo unido o el peronismo dividido, como en San Luis. Es decir, la única constante es que nadie que vaya con la foto de macri, de vidal, de carrió, gana nada nunca. 


Y ahora encima ficharon a peceto, el mejor opositor, el que tiene la llave de una bancada que automáticamente lo repudia. En magistral jugada peceto logra unir al peronismo y al kirchnerismo en el senado, todos contra él, aunque todavía algunos preocupados siguen sosteniendo que peceto tiene la llave.

Pero le falta la puerta.

domingo, 16 de junio de 2019

Vuelve la luz y llega la música

La más maravillosa música  hoy a la medianoche en La otra.-radio


por Perla Neiman

La musica de New Orleans no es complemento sino esencia. Habita la calle en su desnudez más honesta. El festival es solo un cauce. El festival es New Orleans y en New Orleans soy libre. 

Hoy 12 de la noche en La otra.-radio, M 89,3, www.radiografica.org.ar

sábado, 15 de junio de 2019

Moral sexual y patrimonio

Decir de mujeres. Escritos entre psicoanálisis, política y feminismo

Corisca e il satiro, pintura de Artemisia Gentileschi

por Lidia Ferrari [1]

El orden jurídico respecto de estos delitos contra las mujeres está en relación estricta con un orden económico y político determinado. En los discursos moral y jurídico siempre hay algo que proviene de la organización económica de los bienes. En este caso se trata de la tutela del honor, pero que en el fondo apunta a la tutela al patrimonio [2]. Ya está presente en el derecho romano en la figura del Pater familias y la distribución de lugares en torno a una biopolítica que regula la organización sexual, en cuanto a derechos y obligaciones de hombres, mujeres y esclavos, y que imponía una moral sexual y política estrechamente unidas. Así decíamos en otro lugar sobre la circulación sexual y moral en la antigua Roma que “la preocupación por la potencia viril y la fecundidad no se derivaba de una inquietud de tipo narcisista del Pater Familias sino, sobre todo, de los intereses en juego en la economía familiar respecto de la posesión de bienes y propiedades" [3]. De la misma manera, la preocupación por la honestidad de las mujeres y la moral que le corresponde está basada en la preocupación de tutelar el patrimonio a fin de evitar matrimonios desiguales o dispersiones del patrimonio.

Durante siglos existirá la figura del delito “stupro simple”, o sea la relación sexual sin uso de la violencia y con el consenso de la mujer, sostenido en una moral en la que cualquier relación sexual fuera del matrimonio era condenable.

El caso judicial de Artemisia pertenece a la categoría de “stupro non violento qualificato dalla promesa di matrimonio” y era un tipo de casos frecuentes en los tribunales florentinos del Quinientos y Seiscientos. La seducción por promesa de casamiento constituye un agravante que puede dar lugar a penas más severas pero que no modifica la esencia del delito, que es la violación de la castidad de la mujer, como símbolo del honor familiar. Se trata de reparar el honor ofendido, pero en ningún momento es objeto de protección la voluntad de la mujer. En Italia, hasta 1981, el código penal permitía extinguir el delito de violencia carnal contrayendo matrimonio. Recién en 1996 el delito de violencia sexual en el Código italiano pasó de ser un delito contra la moral pública y buenas costumbres a ser un delito contra la persona.

En los términos actuales, el consentimiento de la mujer invalida el carácter de violación. Muchos de los argumentos recientes para devaluar la palabra femenina cuando denuncia acoso es sugerir su consentimiento o su aceptación, cuando no la seducción. La mujer debe demostrar que ha sido forzada. Eso también existía en la legislación que estamos tratando, pero el consentimiento de parte de la mujer por seducción del hombre no la hacía responsable de lo sucedido.

Su consenso a la relación sexual como fruto del engaño o la seducción supone que tampoco se trata de su voluntad, sino de una “caída” en la seducción que se ubica en la malicia del lado del hombre, mientras que del lado femenino se ubica la fragilidad y la vulnerabilidad [4].

Durante el proceso, Artemisia y Agostino son confrontados entre sí, y se someterá a Artemisia a tortura. La tortura se empleaba para obtener de la víctima una confesión, tomada como medio de prueba y al mismo tiempo como forma de expiar la culpa. Esto le permite a Artemisia lavar la infamia, pues bajo tortura declaró lo mismo que sin ella.

Si nosotros incluyéramos en el análisis de este caso la posibilidad de que Artemisia hubiera aceptado las relaciones posteriores a la violación siguiendo su deseo y voluntad y no sólo por la promesa de matrimonio, se filtraría una invalidación no sólo moral, sino que le haría perder el derecho al proceso. El problema es que así se procede en la actualidad. Cualquier rasgo que permita sospechar que hay algún deseo femenino puesto en juego provoca la inmediata sospecha sobre la honorabilidad femenina y sobre la validez de su reclamo. Provenimos de una historia en la cual que la mujer se involucre con sus deseos eróticos por fuera del marco legitimado por el poder - en cada época diferente- supone que deberá ser juzgada.

Es necesario pensar en lo que la seducción tiene de bifásico, lo cual no significa, como se quiere hacer creer, que entonces no hubo violación porque ella consentía. Como si las dos únicas lecturas fueran: Artemisia era una joven víctima pasivamente engañada o su reverso, una mujer deshonesta moralmente, como acusa Tassi en su defensa y, por lo tanto, de moral réproba y no sujeta a la tutela jurídica. Pareciera una coartada por la cual se le restituye a la mujer la actividad, es decir su lugar como sujeto deseante y con voluntad pero, al hacerlo, se la configura como culpable casi exclusiva de lo que le ocurre. Pareciera difícil en nuestra cultura ubicar a las mujeres por fuera de esos dos tipos bien estudiados por Freud en la configuración de la eroticidad masculina: la madre (santa) o la puta.

Como dice Ferraretto [5] la estrategia narrativa de los querellantes durante el proceso se adecuó al modelo elaborado por los juristas. Por eso son necesarios testigos no tanto del delito, sino de la buena reputación de Artemisia, pues debe demostrar que es una mujer honesta y engañada. A pesar de que parece haber quedado bien atrás este modo de concebir el lugar de la mujer en la circulación deseante de la sociedad, cuando se hace actual el problema relativo al ejercicio del poder (cualquiera fuese) para subordinar los deseos de las mujeres, no hay manera de no caer en esto que sería una especie de aporía para tratar el problema. Si se reconoce el deseo de la mujer en juego en las relaciones que establece, recae en calidad de mujer deshonesta y por eso causante de los males que padece. Si no se reconoce su deseo involucrado se convierte en víctima pasiva y no hay nada en ella que esté concernido en lo que le sucede.

La relación directa entre la falta de honorabilidad y la complicidad o la culpabilización de la víctima, es una línea que avanzará moral y judicialmente hasta nuestros días. En la década del ’70 en un examen oral para una materia de la carrera de abogacía de la UBA, un profesor hace una pregunta a su alumno sobre el tema violación. Saca una aguja y le pide al alumno que intente enhebrarla, pero mueve la aguja de tal forma que se torna imposible. Para este profesor era la prueba de que la mujer que no quería ser violada, no lo era.

NOTAS

[1] Fragmento del capítulo Psicoanálisis y feminismo. "Artemisia: ¿mujer artista o mujer violada?" del libro Decir de mujeres. Escritos entre psicoanálisis, política y feminismo. Este texto se ocupa de la artista Artemisia Gentileschi, italiana del siglo XVII y el proceso jurídico por violación llevado a cabo en Florencia, Italia, en 1611.

[2] La palabra patrimonio proviene del latín patrimonium que es el conjunto de bienes de familia cuya titularidad jurídica corresponde al jefe de la familia, por lo general el pater familias.

[3] Ferrari, Lidia. La diversión en la crueldad. Psicoanálisis de una pasión argentina. Buenos Aires, Letra Viva, 2016. Pag. 82.

[4] Anche in caso de consenso femminile –si dirá- non si tratta di una reale e libera adesione all’atto carnale, ma di una “caduta”, attribuibile alla malizia dell’uomo e alla naturale fragilitá femminile”. Ferraretto. Ob. Cit. Pag.  9. 

[5] “Questa estrategia narrativa che le querelanti adottano adeguandosi al modello elaborato dai giuristi, non riguarda solo dei momenti topici, quali il corteggiamento e la deflorazione, ma anche l’uso di un linguaggio appropriato”. Ferraretto. Ob. Cit. Pag.  14.

jueves, 13 de junio de 2019

El paisaje era en cierto modo diferente antes del huracán

Ilustración: Carmen Cuervo
En un pueblo rural podés escuchar que dicen
que es más tarde ahora
que lo que parecía ser el otro día
antes del huracán.

En un pueblo rural nada cambió demasiado
pero algunos árboles están caídos
y el paisaje era en cierto modo diferente
antes del huracán.

Pero las cosas serían iguales
ah, después del huracán.


En un pueblo rural podés escucharlos rezar
si una bomba cae
que el viento nunca venga para este lado
antes del huracán.

Pero, ah, las cosas serían iguales
ah, todo volando por el aire
después del huracán.

En un pueblo rural podés escuchar  que dicen
que es más tarde ahora
que lo que era el otro día
antes del huracán.



miércoles, 12 de junio de 2019

Gato Peceto: fórmula por default


¿Dónde reinó la algarabía con la nominación de peceto como candidato a vice macrista? En los mercados, que parecen seguir los vaivenes de la política argentina a través de los medios corporativos y sus inmensos recursos propagandísticos, más bien rústicos. Como tuiteó @lacorrientek en un post notable: "Efecto Pichetto: el riesgo país se hunde al doble de la cifra en que lo dejó Cristina". La fuente de la que emana la algarabía, entonces, son los grupos mediáticos que apuntalan al régimen desde su llegada al poder y mucho antes aún. 

La sensación que esta tarde se quiso trasmitir, dirigida a sujetos de atención volátil, es que el remplazo de michetti por peceto fue una movida estratégica deslumbrante, que incorpora al régimen a uno de los líderes populares más venerables de los últimos 70 años -que en realidad viene colaborando con ellos desde que asumieron. El esmerado diseño intenta espejar la conmoción que hace unas semanas produjo el anuncio que hizo Cristina de la precandidatura de la fórmula FF. En realidad, el ofrecimiento a peceto es un eslabón más en la cadena de reacomodamientos que inició Cristina cuando alteró todas las previsiones que se hacían desde hace un año y medio sobre el escenario electoral. Los damnificados de la jugada de Cristina fueron:

- Schiaretti, que en pocas horas vio esfumarse su relevancia como jugador de las grandes ligas, luego de lograr una excelente elección del cordobesismo.

- Alternativa Federal: un experimento fallido en el que el establishment empeñó 6 meses, para diseñar un peronismo peronoico, es decir: haciendo de cuenta que el kirchnerismo nunca sucedió y que el liderazgo popular de Cristina está liquidado.

- Massa: que de tan astuto terminó negociando desesperadamente la derrota de su tacticismo de embajada, mientras los cuadros más valiosos que lo acompañaron en su aventura se fueron alejando uno tras otro. Su negociación infinita lo encuentra vacilando entre defender con uñas y dientes la simbólica intendencia de Tigre o desgastar al frente popular, exigiéndole unas PASO que perdería, pero que también le haría perder tiempo y energía electoral a la fórmula FF. 

- El pro antiperonista, que estuvo dos años intentando instalar el cuento de los 70 años de decadencia peronista y terminó cediéndole un estrellato crepuscular a un peronista decadente de 70 años que fue parte del plantel estable de todo el período que ellos dijeron aborrecer. The last picture show: cambiaron pasado por pasado.

- El duranbarbismo y el marcospeñismo, que durmieron confiados en atravesar una campaña con Cristina acosada en los estrados judiciales y una revolución cultural que restaurara el orden de la década infame con fachada de lánguida postmodernidad.

¿Cuánto durará la algarabía inducida por la fórmula política más desangelada que los argentinos hayan tenido que considerar jamás entre sus ofertas electorales? Si tenemos en cuenta el carácter espasmódico de este período de breaking news efímeras, muy pronto el régimen deberá acudir a operaciones más cruentas, porque peceto hablando contra los inmigrantes en estudios de televisión con bajo rating no brinda atractivos perdurables cuando reina el zapping. Peceto puede bolsonarizar la campaña con una articulación discursiva de la que macri no es capaz y esto haría correr aún más al PRO hacia la derecha dura, consolidando al núcleo social más retrógrado, un repliegue de los cavernícolas sobre sí mismos. 

Peceto no porta un gramo de peronismo a la fórmula, ni siquiera arrastra a un centenar de peronistas. Concediendo que lo hiciera, no tendría espacio para practicarlo en un gobierno que solo puede ofrecer más violencia y penuria social. La malaria es grande y al régimen le hará falta en esta campaña algo más: algún cadáver notorio, un fraude a gran escala, algún exabrupto de Comodoro Pis, de final incierto, alguna escaramuza anti-institucional que intente evitar las elecciones libres. 

Una certeza: a diferencia de la fórmula FF, en la que quien tiene los votos aceptó ocupar un segundo lugar para favorecer acuerdos más amplios, en el caso de macri/peceto estamos ante una fórmula por default. macri no consiguió un vice mejor y peceto no tenía otra forma de sobrevivir en la escena más que aceptando esta oferta. En el mejor de los escenarios para ellos, si los argentinos terminaran votándolos, asistiríamos a un período de disolución nacional en el que ambos quedarían como las caras visibles de la catástrofe.

Pero la sociedad argentina no parece tener muchas ganas de suicidarse.

martes, 11 de junio de 2019

La memoria es la lengua que siempre va a dar a la muela que más duele

La otra.-radio del 10/6/2019, para descargar clickeando acá

Ilustración: Carmen Cuervo

Con la frase que da título a este post dimos por terminada la reciente emisión de La otra, en la que pasamos por cosas que nos gustan mucho, cosas que nos llenan de amor y gracias y otras que nos dan rabia. Habíamos empezado escuchando a Karina, la Princesita, "Corazón mentiroso", que dice

Ya no vuelvas
contigo corro yo peligro
el corazón lo tienes frío
eres un ladrón de amor
se acabó tu mentira, se acabó
se acabó y te digo
basta, basta, basta.


Mentiroso, corazón mentiroso

No tienes perdón, estás muy loco...


Que puede que esté dedicada al sátrapa que nos gobierna, esperemos que por poco tiempo más, haremos lo posible, o a massa, con el que parece que vamos a ir aliados pero igual no le creemos nada y sabemos que en cualquier momento se puede mandar alguna como saludar al perseguidor político de Milagro Sala, el miserable Gerardo Morales. Como un entrevero de amores y odios este programa. Por ejemplo, nos extasía recordar la primera vez que vimos Juan Moreira y algunos pudimos darnos cuenta ahí que el cine puede ser una experiencia gloriosa, algo que se renueva cuando acabamos de ver Dolor y gloria, la última obra maestra de Almodóvar. Vamos a ampliar muy pronto la sensación de júbilo en que nos coloca Pedro en sus mejores momentos -y este es uno de ellos. No es un buen momento, en cambio, para Guillermo Moreno, a quien en una nota dura pero justa Horacio Verbistsky ha defenestrado, como por otra parte lo viene haciendo desde que Moreno empezó a destruir la credibilidad de las estadísticas públicas en su paso por el INDEC, un instrumento que es imprescindible para calibrar las políticas de un estado más justo, que precisamente Moreno se encargó de arruinar, lo que a la larga ocasionó una ventaja para el enemigo, que puede mentir ahora sobre los pobres o los índices de inflación con el pretexto de que en la época de Moreno se dibujaba cualquier cifra. Puede que en algún momento Néstor dio poder e instrucciones a Moreno para que deformara las estadísticas, pero su irrupción en el INDEC fue tan brutal que aún estamos pagando sus consecuencias. Moreno se autonomizó y durante buena parte del gobierno, ya muerto Néstor, nadie podía manejarlo, hasta que Kicillof se hizo cargo del Ministerio de Economía y planteó que el descrédito que Moreno causó a las estadísticas públicas eran incompatibles con el manejo de la economía de un gobierno popular. Y Cristina optó por Kicillof y Moreno tuvo que irse con la música a otra parte. Y su condición de peronoico old style cada vez cuaja menos con las necesidades de un frente popular que aspire a recobrar el manejo del estado. Moreno es un personaje bizarro que sigue gozando de las simpatías de parte del campo popular, pero más por motivo de su retórica pintoresca y su machilrulismo kitsch que por sus horribles posiciones políticas actuales. Es al campo popular lo que puede ser Ricardo Iorio al rock. Incluso entre algunos integrantes del staff despierta sentimientos encontrados, aunque para quien esto escribe bien se le podría aplicar lo que dice la canción de la Princesita con la que comenzamos el programa. Ahora que estamos emprendiendo el camino de reconstruir una mayoría muy amplia para recobrar el poder, cuando tenemos que convivir con personajes que nos resultan francamente sospechos como massa, el socio político de Morales, una nota como la que Verbitsky publicó el domingo sobre Moreno nos interpela acerca de si acallar las críticas a algunos integrantes o aspectos de un movimiento político tan heterogéneo no es una manera de ayudar a que todo se arruine y, en cambio, si levantar la voz cuando nos parece que algo está haciéndose mal no puede ser una manera para volver mejores. Si ganamos, la cosa igual va a ser difícil, no solo por los enemigos que estarán conspirando desde el primer minuto, sino por algunos de los aliados que pronto podrían volver a mostrar que su compañía era peligrosa.

Lo anterior es todo un párrafo.


"La memoria es la lengua que siempre va a dar a la muela que más duele" escribió Guillermo Saccomanno.

Pero si nos pasó algo muy bueno en la trasnoche del domingo fue descucbrir a un músico que nos trajo Santiago Segura, el inglés Martin Newell, que quizás ninguna otra radio del universo pasa aparte de La otra. Newell hace la música más maravillosa pero nunca se puso las pilas para ser famoso. Hay muchas cosas buenas que nos falta conocer. Y eso puede ser bueno o malo, según como se lo mire.



You would live so fast
'Til your time was past
Lonely runner
With a look so fine
You could turn dark time
Into colour.

And a gallant just for a day
'Til the cheers have faded away
To the opium world
Of the green-gold girl of the summer.