miércoles, 5 de octubre de 2016

Torturas en la argentina macrista: vuelven a intimidar al chico torturado

Los peligrosos no son los pibes: los pibes est√°n en peligro y el peligro es este estado policial


Son las 3:50 de la madrugada y desde hace m√°s de 8 a√Īos a esta hora suelo estar escribiendo algo para subir al blog. Pero acabo de ver esta entrevista televisiva a Iv√°n, uno de los dos pibes que hace pocos d√≠as fueron privados ileg√≠timamente de su libertad y torturados por fuerzas combinadas de la Prefectura y la Polic√≠a Federal en cercan√≠as de la Villa 21 (ver ac√°). En la entrevista Iv√°n, integrante de La Garganta Poderosa, aparece acompa√Īado por sus padres y por la joven abogada Gabriela Carpineti (de ella es la precisa frase: "los peligrosos no son los pibes, los pibes est√°n en peligro y el peligro es este estado policial"). Los 46 minutos que dura la entrevista, el relato del chico y el marco jur√≠dico-pol√≠tico que le da la abogada me sublevan la sangre. A esta hora el video tiene 500 visitas, pero deber√≠a verlo todo el mundo. No creo que pueda escribir sobre ninguna otra cosa sin sentirme un est√ļpido.



Actualización urgente: Dos prefectos vuelven a intimidar al chico torturado



URGENTE: ¡AYUDA, POR FAVOR!

Impulsado por todos los verdugueos que recibi√≥ durante sus 18 a√Īos de villero y por la posibilidad de ponerle un punto final a la razia indiscriminada de las Fuerzas en los barrios, nuestro compa√Īero Iv√°n Navarro decidi√≥ aceptar la invitaci√≥n de un programa esta noche, para denunciar las torturas que padeci√≥ el s√°bado 24, en la vera del Riachuelo, por parte de la Prefectura. Volvi√≥ hace tres horas a la Villa 21 e intent√≥ distraerse un rato jugando a la pelota, en el club Juventud Unida, a pocas cuadras de su casa. De regreso, reci√©n, hace 20 minutos, vio c√≥mo dos prefectos golpeaban a un pibe, contra la pared de la Casa de la Cultura. Se acerc√≥ para mirarles la identificaci√≥n y escuch√≥ los motivos del hostigamiento: “Ahora van a cobrar todos, por habernos escrachado en los medios”. Lo vieron.

- ¿Qu√© mir√°s?

- Nada, pero no le hagas nada al pibe, porque yo los denuncié.

- ¿As√≠ que fuiste vos, pedazo de hijo de puta? Empez√° a correr…

Y s√≠, otra vez, ahora, ya, agitado, nervioso, cagado y cargado de impotencia, Iv√°n acaba de entrar a su casa con el √ļltimo aliento, mientras un prefecto lo persegu√≠a e intentaba sacar su arma. Si no corr√≠a, lo mataban. Y si lo mataban, no lo contaba nunca m√°s.

Patricia Bullrich, ¡d√≥nde mierda est√°s!

Vengan ya mismo para el barrio, por favor, los funcionarios, los fiscales, los medios y todos los responsables de garantizar nuestro derecho a la vida: queremos saber el nombre del prefecto que logramos fotografiar y las medidas que van a tomar para salvarnos, en esta selva de uniformados cargados de impunidad: compartan, ustedes son nuestra √ļnica fuerza de seguridad.

No hay comentarios: