Cine y pensamiento







El próximo sábado:
La Pivellina + una yapa. Alvarez Thomas 1093 - 19:30.

jueves, 1 de mayo de 2014

Habló el médico de Norma Pons: "No la autorizamos a bailar": ¿No es responsable el empresario Tinelli de esta muerte?




La muerte de Norma Pons , que fue encontrada sin vida el martes en su casa de Palermo luego de que sorprendiera su ausencia a los ensayos de "Bailando por un sueño", abrió un sinnúmero de incógnitas en torno a las responsabilidades médicas detrás de su repentino fallecimiento.
Norma había participado de la apertura del programa de Marcelo Tinelli el lunes a la noche y se esperaba que participara en el certamen de baile. Tenía 70 años y un enfisema pulmonar que había reducido drásticamente su capacidad respiratoria. En diálogo con Personajes.tv, el Dr. Jorge Castagnino, que atendía a Pons desde hace más de dos años, aseguró que le habían recomendado no participar del programa: "En una consulta informal, porque vino al Sanatorio a ver a su neumonóloga y me cruzó en un pasillo, me dijo que le habían pedido una suerte de aptitud física para el Bailando. Nosotros le dijimos que no estaba en condiciones de afrontar una cosa extra a lo que estaba haciendo. Ya estaba en el límite".
"Tenía un problema crónico pulmonar de muchos años y estaba con una capacidad pulmonar muy reducida para su vida habitual, que ya era muy intensa con las funciones de teatro, bailar ya excedía por mucho ese límite", explicó Castagnino, aunque reconoció que no se trataba de una paciente que siguiera las recomendaciones: "Incumplía todas las recomendaciones desde dejar de fumar en adelante. Hoy en día la determinación del paciente no hay cómo vulnerarla. Todo su entorno conocía su estado. Hubo varios ensayos donde ella misma reconocía que tenía que desacelerar la intensidad... Su condición física no era un misterio",
(Completo acá)

Hasta acá parte de la nota publicada en la sección Personajes del portal de La Nación. Después vendrán los acomodamientos tipo "Norma era una topadora"... "dejaba su vida en el escenario" ... Pero en cualquier situación laboral normal la muerte de un empleado por sobreexigencias físicas (evidentes, dada la edad de Norma Pons) implicarían una responsabilidad civil y laboral del empresario. Tinelli se mostró apenado, lacrimoso, durante unos minutos en su programa del martes. Después cerró el duelo, rápidamente, diciendo: "vamos a buscar un remplazo".

Ser un empresario rico y presuntamente influyente parece que da impunidad.

No hay comentarios: