Repudio popular a macri en su visita a Puerto Madryn

jueves, 7 de junio de 2018

Y entonces eran... ¿cuántos?

Especial Genesis en La otra.-radio: domingo a medianoche en FM 89,3, Radio Gráfica



por César Colman

La historia de Genesis podría dividirse entre la búsqueda que la banda emprendió cada disco, las distintas formaciones y la personalidad artística de sus integrantes. Es sabido que cada uno de ellos tuvo su carrera solista o en algún caso con otro grupo...

Pero resulta que Genesis conoció el éxito allá por el año 1970, cuando editaron Nursery crime, su tercera placa. La canción que abre el disco es la inigualable "The music box", cuya letra está inspirada en la imaginería de Lewis Carrol. Está suite de 10 minutos ofrecía la posibilidad de caracterizar al personaje escénicamente. Pero las letras abrían un abanico amplio para interpretar la historia. Con el tiempo, las caracterizaciones escénica de Gabriel se hicieron marca registrada para los shows, que concentró la atención de gran parte del público hacia el cantante. Esto también, como era de esperar, género fricciones en la banda. Hasta tal punto que, cuando se hizo pública la desvinculación de Gabriel, después de dos obras cumbres como The Lamb Lies Down on Broadway y Selling England by the Pound, se habló del fin. El siguiente paso fue A trick of the tail, que se vivió como un nuevo comienzo, aunque musicalmente la cosa no varió tanto. Si bien Collins ya había cantado, en discos anteriores, en canciones como "More fool me" y "For absent friends", el resto de los integrantes no estaban muy seguros de él. Hasta dudaron de seguir o pensaron en hacerlo como una banda instrumental.



Pero cuando en 1978 el guitarrista Steve Hackett partió, el cambio se profundizó y editaron And then there were three… -un disco de transición con el hit "Follow you, follow me" como cierre-, nadie supuso lo que estaba por suceder. En el año 1980 sacaron Duke, con un sonido que aun hoy sorprende por lo vívido. Sobresalen "Misunderstanding", el caballito de batalla y la primera canción compuesta por Collins para la banda y, en menor medida, "Turn it on again".



En el año 1981, con Abacab decidieron prestarle atención al éxito de Face Value, el exitosísimo disco solista de Collins. Cambiaron el formato de la canción que hasta ahí habían cultivado y, deliberadamente, omitieron lo que sonaba del modo anterior. Llegaron a incorporar una sección de vientos en "No reply at all", algo impensado tres años antes.

Tras este paso al costado, dieron otro paso con el destitulado Genesis, portador de los exitosísimos "Mama", "That's all", "Ilegal alien", "Home by the sea" y el característico instrumental "Second home by the sea".



Tres años después Invisible touch navega en pleno hervidero Collins, con canciones como la que da nombre al disco, "Land of confusion", "In too deep", "Throwing it all away", o la majestuosa "Tonight, tonight, tonight".

Entrados los 90, We can't dance tuvo un sonido despojado de toda inquietud y hecho para el audio FM, aunque con algunos retazos y marcas de fábrica.

Cuando en 1997 editaron Calling all stations, sin Collins y con un cantante como Ray Wilson, decepcionaron. Porque artísticamente Genesis estuvo ante la posibilidad, cierta y tal vez única, de redireccionar el timón.

Desde Trespass (1970), pasando por Wind & wuthering (1976), incluso en la era Abacab, dejaron registradas marcas que sobrevivieron a sus distintas formaciones.

Este domingo a la medianoche en La otra.-radio (FM 89,3, Radio Gráfica) vamos a repasar lo mejor de la obra de esta banda hoy un tanto subvalorada.

2 comentarios:

Voces dijo...

Pone un link para poder subir a Facebbok la censura a Citrica.

Oscar Cuervo dijo...

Andá a los links que figuran en los tuits y ahí lo tenés.